Monday, December 1, 2008

Alborch pide que se complete el Bulevar de Guillem d'Anglesola, pendiente desde hace 18 años y que permitiría unir el Jardín de Ayora con la Avenida del Puerto

“Esta es una nueva historia de desidia y dejadez irresponsable por parte del Gobierno de Rita Barberá. Una historia más de la ciudad dual, la ciudad del doble rasero, donde la Valencia abandonada y degradada malvive junto a la Valencia moderna y de vanguardia”, afirma la portavoz socialista. El concejal Vicente González Móstoles denuncia la falta de actuación del Partido Popular para mejorar la trama urbana de la ciudad consolidada y lamenta la existencia de 50 casos similares

La portavoz del Grupo Municipal Socialista, Carmen Alborch, solicitó hoy al Ayuntamiento de Valencia que desbloquee el desarrollo del PAI de Guillem d’Anglesola, pendiente desde hace 18 años, y complete su bulevar, que permitiría la unión del Jardín de Ayora y la avenida del Puerto. En la visita realizada esta mañana a la zona junto a los concejales Vicente González Móstoles, Carmen del Río y Consuelo Orias, Alborch consideró que el caso del PAI de Guillem d’Anglesola, cuya zona está actualmente ocupada por edificios ruinosos que degradan el entorno, “es una nueva historia de desidia y dejadez irresponsable por parte del equipo de gobierno Barberá; una historia más de la ciudad dual, la ciudad del doble rasero, donde la Valencia abandonada y degradada malvive junto a la Valencia moderna y de vanguardia”.

La representante socialista recordó que la calle debería estar ya abierta para convertirse en un bulevar central ajardinado con más vivienda protegida para disfrute de los vecinos. La primera fase de ese bulevar ya la hicieron los socialistas, hace 18 años. La segunda ha pasado de unas manos a otras y se ha demorado una y otra vez. “La consecuencia es que la calle Guillem de Anglesola, a escasos metros del Jardín de Ayora, se ha convertido en una nueva y viva imagen de la degradación y el abandono”, lamentó Alborch, quien apostó por una “ciudad moderna, dinámica y socialmente equilibrada” y anunció la presentación de una moción a la Comisión de Grandes Proyectos, Vivienda y Urbanismo en la que se pide al consistorio que “tome cartas en el asunto y adopte las medidas necesarias para dignificar el espacio urbano y hacer vivienda protegida en pleno corazón de los poblados marítimos”. “Pedimos a Barberá que acabe con el lamentable espectáculo que suponen áreas abandonadas y entornos degradados durante años cómo éste”, explicó.

La apertura de la calle Guillem de Anglesola en el barrio de Aiora, es una previsión del PGOU, que plantea un bulevar central ajardinado, retranqueando los nuevos edificios y eliminando una de las zonas degradadas de la ciudad. En la etapa socialista, y mediante expropiación, se ejecutó la primera fase de este bulevar, eliminando edificaciones obsoletas y convirtiendo en jardín para los vecinos un espacio insalubre. Desde 1990 los vecinos de la zona disfrutan de dicha zona verde.

Para el desarrollo de la segunda fase, se le encargó a AUMSA un plan de viabilidad para desarrollar urbanísticamente la zona a través de un programa de actuación integrada por gestión directa, aprobándose en 1998. El 24 de mayo de 1999, cuando AUMSA iba a iniciar las actuaciones, la mercantil Proara entrega en el Servicio de Planeamiento del Ayuntamiento de Valencia una iniciativa de Programa de Actuación Integrada (PAI) y Plan de Reforma Interior (PRI) para actuar por gestión indirecta y convertirse en agente urbanizador. El Gobierno Municipal del PP optó por asumir la iniciativa privada y descartó la actuación pública a través de AUMSA. A partir de ese momento, comienzan los inconvenientes y retrasos. Hoy, nueve años después, “la situación de degradación persiste y existen graves problemas de convivencia porque muchas de las viviendas están ocupadas ilegalmente”, recuerda González Móstoles en la moción.

En concreto, la iniciativa socialista reclama al Ayuntamiento que proceda a la caducidad de la adjudicación del PAI de Guillem d’Anglesola ratificada en la sesión plenaria del 28 de noviembre de 2003 a la mercantil Proara, y encargue la gestión directa de la misma a la empresa municipal AUMSA, manteniendo el acuerdo inicial de construir el 50% de VPP. Asimismo, se reclama el inicio de un expediente sancionador de acuerdo con el Régimen de infracciones y sanciones urbanísticas previstas por la Ley Urbanística Valenciana y la Ley de Contratos de las Administraciones Públicas.

González Móstoles explicó que la propuesta permitiría solucionar uno de los ejemplos de la “falta de actuación del Partido Popular para mejorar la trama urbana de la ciudad consolidada”. De hecho, según detalló, existen en Valencia alrededor de 50 casos similares.



Cercador
Enllaços
Síguenos en TwitterSíguenos en Twitter
Socialistes ValenciansSocialistes Valencians
PSOEPSOE

El Blog de DuarteEl Blog de Duarte